Entrenamiento funcional en casa para todo el cuerpo

Sin duda, el entrenamiento funcional se ha convertido en una de las opciones favoritas de muchas personas cuando el objetivo es ejercitar su cuerpo para mantener la salud o mejorar su rendimiento atlético. ¿Sabía que el entrenamiento funcional es posible en casa?

Entre los muchos beneficios que presentaremos a continuación, uno de los más destacados es que usted puede realizar un entrenamiento funcional en casa a la perfección. Así que puedes adaptarte poco a poco hasta que decidas empezar el gimnasio.

Por supuesto, también puede seguir aprovechando esto en la comodidad de su hogar durante un período de tiempo indefinido. ¿Le interesa saber más sobre estos ejercicios? Le diremos todo lo que necesita saber sobre ellos.

Beneficios del entrenamiento funcional

Pero antes de hablar de ejercicios , es necesario destacar las grandes ventajas que tiene este tipo de ejercicio. Algunos de ellos lo son:

  • Le permite fortalecer sus músculos a través de movimientos naturales y diarios.
  • Ayuda a mejorar la estabilidad y la postura, ya que ejercita el núcleo, compuesto por los músculos abdominales y lumbares.
  • Mejora notablemente la capacidad aeróbica.
  • Puede variar según los objetivos de cada uno.
  • Bajo riesgo de lesiones durante la práctica y es muy útil para prevenir lesiones en otras áreas.
  • Los resultados se ven a corto plazo , porque se queman muchas calorías.
  • El cuerpo mismo es el eje de la rutina, que también es muy fácil de aprender.
  • Cada uno hace ejercicios a su propio ritmo y de acuerdo a sus habilidades.
Mira también:   5 ejercicios con su propio peso corporal para hacer en casa

Cómo hacer un entrenamiento funcional en casa

Generalmente, los circuitos de entrenamiento funcional implican un esfuerzo significativo en períodos cortos de tiempo. Por lo tanto, además de la facilidad de hacerlos sin salir de casa, es necesario disponer de unos minutos para aprovechar sus notables beneficios.

Los siguientes son algunos ejercicios de entrenamiento funcional en casa:

1. Burpee

Sin duda, se trata de un ejercicio funcional por excelencia. Ya que el burpee, que ejercita muchos músculos al mismo tiempo, consiste en caer al suelo con el tronco y las piernas rectas. El punto de apoyo son las palmas de las manos y las puntas de los pies.

Para volver a la posición inicial, debemos acercar los pies lo más posible a las manos y levantarnos con un pequeño salto. Seguramente la demanda aeróbica es muy alta en este ejercicio.

2. En cuclillas

Otro clásico: el squat. Le permite trabajar sus piernas usando su peso corporal. Para hacer esto es esencial mantener la espalda recta cuando baje las caderas hasta la línea de la rodilla o incluso por debajo de ella.

Con el tiempo, puedes añadir dificultad a este movimiento con el salto en cuclillas -son los mismos, pero nos levantamos con un ligero salto- o con los más complejos, que son los de la pistola en cuclillas. En este caso, un pie se extiende hacia adelante mientras que nosotros nos ponemos en cuclillas con el resto.

Los estudios indican que incluso las cargas ligeras ya son útiles para mejorar nuestros resultados. Usted puede sostener algún objeto pesado de la casa en sus manos mientras se agacha, si lo desea.

Mira también:   7 formas de evitar las lesiones más comunes durante el entrenamiento

3. Tabla

Puede ser frontal, lateral, con los pies abiertos, con apoyo en las palmas de las manos o antebrazos. Las variables son muchas, todas igualmente beneficiosas. En general, la placa permite ejercitar el núcleo de forma muy eficiente. Sin duda, es un ejercicio esencial para el entrenamiento funcional en casa.

4. Flexiones de brazos

Entonces una gran característica para trabajar el pecho y los brazos . Es la clásica flexión que tanto odiábamos en la escuela. Aunque es un ejercicio básico, es una de las formas favoritas de utilizar el peso corporal como herramienta de entrenamiento.

También existe la posibilidad de hacerlo con desplazamiento lateral. El procedimiento es casi el mismo: hacemos la flexión de forma normal y, una vez que estamos con los brazos y los pies estirados, nos movemos un paso hacia un lado antes de hacer otra repetición.

Si se pone demasiado duro, puede apoyar las rodillas. Los estudios demuestran que las variaciones ejercen diferentes presiones sobre la parte baja de la espalda. Si siente dolor, apoye las rodillas.

5. Fregaderos

Es otro de los ejercicios más reconocidos en esta disciplina. Para empezar, con las manos a la altura de la cintura – puedes sostener las mancuernas para añadir peso, debes adelantar un pie y doblar las rodillas. Al mismo tiempo que la pierna delantera debe servir de apoyo, la otra rodilla toca el suelo.

6. Estudio del terreno

Encima de todo lo demás, usando un elemento como una pelota de gimnasio o el peso de una tetera, puedes hacer un levantamiento de terreno como si estuvieras entrenando en un gimnasio . La ventaja de este ejercicio es que permite simular el movimiento que hacemos al levantar una caja del suelo, por ejemplo.

Es importante mantener la espalda recta mientras hace este ejercicio. Además, debemos mirar hacia adelante y la fuerza debe ser con las piernas, no con la cintura.

En resumen, con estos sencillos ejercicios de entrenamiento funcional en casa, usted puede comenzar esta actividad y mantenerse activo todos los días. Sólo se necesita un espacio adecuado y unos minutos al día. ¡No espere más para empezar a moverse!

Mira también:   5 errores de entrenamiento que están saboteando tu progreso

Beneficios de HIIT y cómo empezar a practicar HIIT es la nueva tendencia para el deporte y sus excelentes resultados han sido probados. Vea los beneficios de HIIT y cómo empezar a practicar a continuación. Leer más «

Deja un comentario